Rock and Roll Madrid, hamburguesas con buena música y mucho arte

El 6 de abril cuatro amigos de toda la vida abrieron con muchas ganas e ilusión un sueño que tenían pendiente desde hacía tiempo. Borja, Alberto, Carlos y Carlos Zarín deseaban compartir con todo el mundo la fusión entre la buena música que siempre les ha gustado con su plato de comida preferido, la hamburguesa.

Conozco esta pequeña historia porque Marta me la ha contado de primera mano entre café y café en nuestra oficina. A diario me iba transmitiendo con ilusión las obras, las catas de carne (a veces cruda) que han tenido que hacer, la selección de los nombres para la carta, la diferencia que había entre diversos distribuidores de pan y un largo etcétera de problemas que se transformaban en ilusión y en sonrisas cuando por fin daban con la tecla deseada.

Rock&Roll Madrid

Marta es menudita (como le digo con cariño) porque su enorme corazón no le deja hueco para todo el chocolate que come a diario. Y como no para de ser agradecida por todo, quiso que fuera con unos amigos a comprobar con nuestros propios ojos este sueño de sus amigos. Y para allá que fuimos con Luis, Laura, Miguel, Laura Farinelli y Jesús.

Primero nos ubicamos. Rock & Roll Madrid está en la zona centro, en la calle Mesón de Paños 1. Su ubicación es perfecta para hacer una parada, coger fuerzas y seguir de ruta por el foro. Si vas en metro, lo mejor es Ópera o Mayor. En coche, tienes al lado el parking de la Plaza Mayor.

Rock & Roll Madrid

Kurt Cobain y Courtney Love esconden los baños

El restaurante está dividido en dos estancias. La primera es una pequeña barra con algunas banquetas y unos cuantos sillones para todo el que quiera tomar una copa con buena música. La segunda, el salón de comidas. Tiene capacidad para unas treinta personas por lo que es ideal para cualquier tipo de evento que queráis realizar para un grupo de ese tamaño. Todo el local está cuidado al detalle y esconde pinceladas musicales muy trabajadas y originales: mesas tematizadas con grupo de música (Beatles, The Who, The Rolling Stones, Nirvana, etc…), guitarras por algún que otro rincón, una pared entera dedicada a Mike Jagger y unos baños que están escondidos bajo las figuras de Kurt Cobain y Courtney Love.

Bombones de foie trufados

Bombones de foie trufados

Como probar toda la carta era un poco locura, nos seleccionaron para la noche una degustación de seis entradas (tres de ellas fuera de carta) y una hamburguesa a elegir. La idea era poder probar lo que ya les funciona bien y que les diéramos nuestra opinión de nuevas ideas que tienen en mente.

Mi corazón quedó dividido en los entrantes entre los bombones de foie trufados y los langostinos rebozados de maíz. ¡Deliciosos ambos!

En cuanto a la hamburguesa me decanté por la Elvis. Había oído tanto hablar de ella antes de ir, que quería hincarle el diente y ver que todas las bondades que me había dicho Marta eran verdad. Comprobé que mi amiga no me mentía. Esta preciosidad consta de 200 gramos de carne (las diez hamburguesas que tienen en carta son de ese tamaño), foie a la plancha, bacon, cebolla, boletus y queso parmesano. Lo sé, ahora mismo estáis salivando.

La preciosa y deliciosa hamburguesa Elvis

La preciosa y deliciosa hamburguesa Elvis

Hay que decir que muchos de sus platos tienen un toque japonés. Carlos, el chef, viene del Kabuki y se nota ese pasado de cocina oriental que ha estado elaborando en los fogones hasta ahora.

Según nos comentaron, en esta misma semana también podréis degustar de un menú diario que constará de un entrante, una hamburguesa (podrás elegir las mismas que hay en carta, pero será de 150 gramos) patatas fritas a elegir entre normales y con ajo, y bebida. Todo esto por 11 €.

Rock&Roll Madrid

El chef Carlos Zarín

Rock & Roll Madrid abre todos los días de 12:30 a 02:00 de la madrugada ininterrumpidamente, excepto los domingos que sólo están abiertos al mediodía y los lunes que está cerrado por descanso. Para los que disfrutáis con un buen gintonic, os aconsejo que os quedéis haciendo la digestión en su pequeño salón de entrada degustando cualquiera de sus veinte tipos de ginebras. Eso mismo es lo que hicimos nosotros saboreando una 209.

Espero que no perdáis la oportunidad de poder asomaros por este rincón muy pronto.

Besos y abrazos para todos!

Anuncios

Castillo de Mataespesa, Alpedrete

Llevaba varios días dándole vueltas a la cabeza sobre el siguiente post en Hanway. Tenía claro que sería algo cercano a mi, algo de mi entorno. Aprovechando que por fin el frío nos deja, quería enseñaros algún rincón de los muchos que tengo por la sierra de Madrid para que podáis venir y conocerlo en esta época del año, para mi la mejor.

Una de las ideas que se me ocurrió fue hablar sobre el Castillo de Manzanares (a cinco minutos de mi casa), pero la verdad es que poco puedo contar de él que ya no se haya escrito, por lo que descarté la idea rápidamente. Una idea llevó a otra, que me hizo especia ilusión: aprovechando que iba a Alpedrete a visitar a mi madre, decidí enseñarles a mis hijos el antiguo castillo de Mataespesa.

En realidad, lo que siempre he llamado castillo, fue una casa señorial. Según he averiguado data del siglo XIX y llegó a pertenecer a los Duques de Valencia.

Castillo de Mataespesa

La ilusión se multiplicó por infinito cuando descubrí que seguía en pie. Hacía unos veinte años que no lo pisaba. Lo último que había oído sobre él y sus tierras es que las había comprado una constructora y que iba a hacer un porrón de viviendas. Me alegro que eso no haya ocurrido y que, aunque sea en ruinas, podamos seguir disfrutando de él.

Castillo de Mataespesa

Con mi hijos tengo, a mi entender, una sana costumbre. Me gusta enseñarles mi pasado y aquellos lugares por los que me he criado. Me gusta hacer de abuelo cebolleta con ellos y contarles batallitas de la infancia. No todas, que todos tenemos nuestros secretos.

Y a ellos les conté lo siguiente:

Este castillo lo conocí cuando aún estaba habitado. Recuerdo que un día me trajeron de excursión mis padres con algunos amigos. La finca, aunque está vallada y es privada, siempre ha tenido libre acceso. Cuando entramos nos recibió un señor en la puerta de entrada al castillo, aunque lo que queda ahora es sólo el porche . No sé si era un guardés o el dueño, pero para mí, que por aquel entonces tendría unos 6 ó 7 años, me pareció un noble ricachón. A lo mejor era un antepasado del Duque de Valencia, quién sabe.

Castillo de Mataespesa

Al poco tiempo se quemó. Las circunstancias nunca las he sabido, pero hubo un montón de habladurías e hipótesis al respecto. El caso es que al poco tiempo fui de aventura con mis amigos. El castillo y sus alrededores siempre fue uno de nuestros lugares preferidos para hacer nuestras meriendas y correr nuestras aventuras en bicicleta.

Castillo de Mataespesa

Aunque el incendio había dañado bastante los edificios, el palacete todavía seguía con muchos muebles y enseres. Tampoco se dañaron las escaleras de madera que te permitían ir a las almenas. Recuerdo los baños totalmente equipados y un reloj de pared en la entrada del palacete.

Lo que todavía me parece raro es que nadie se hiciera cargo de todo aquello y lo abandonara a la intemperie dejando que el bandalismo lo destruyera por completo.

Castillo de Mataespesa

El castillo de Mataespesa estaba compuesto de diez edificios, entre los que destacan, además del palacete, las caballerizas, la casa de los guardeses, la capilla y el lavadero. Este último es el que mejor se mantiene.

La extensión  actual es de aproximadamente 45 hectáreaa, aunque llegó a tener unas 118 de la unión entre dos fincas, una en Alpedrete y otro en Collado Mediano.

Castillo de Mataespesa

No tenía muchas esperanzas de encontrar otro rincón secreto de este lugar. El castillo tenía lo que de pequeños llamábamos “el sillón del rey”. Era un asiento perfectamente elaborado en piedra y que estaba puesto de cara a la sierra, en dirección a Navacerrada. En él pensábamos que este noble ricachón pasaba las tardes disfrutando de una maravillosas vistas mientras vigilaba sus tierras. Pues lo encontré.

Mis dos príncipes en el "sillón del rey"

Mis dos príncipes en el “sillón del rey”

Como podéis comprobrar, no tiene malas vistas. Girando la cabeza de izquierda a derecha, desde el sillón dominamos el Monte Abantos hasta la Bola del Mundo.

Vistas desde el "sillón del rey"

Vistas desde el “sillón del rey”

Esto no se lo he contado a mis hijos, pero para los que nos hemos criado en Alpedrete o hemos disfrutado de sus veranos en la juventud, el castillo ha sido testigo de nuestros primeros amores nocturnos. Era el lugar perfecto para esconderte y disfrutar de una noche de verano. Por lo que vi, creo que esa costumbre sigue vigente.

Por cierto, había ido infinidad de veces, pero nunca me había fijado en la piedra labrada que hay en el camino de entrada a la casa palacio con un poema de Antonio Machado, “Las Encinas”:

“Y tú, encinar madrileño,
bajo Guadarrama frío,
tan hermoso, tan sombrío,
con tu adustez castellana
Corrigiendo,
la vanidad y el atuendo
y la hetiquez cortesana.”

Tenéis más fotos en mi perfil de Flickr.

Besos y abrazos para todos, muy especialmente para mis amigos de Alpedrete.

Duelo hispano alemán

Antes de nada, quiero aclarar que este post no es ninguna crítica gastronómica ni nada que se le pueda parecer. Admiro y respeto mucho la labor de los maravillosos críticos gastronómicos a los cuales sigo en sus blogs o en artículos de revistas especializadas. Simplemente quiero compartir con vosotros la maravillosa experiencia que me otorgó la Oficina de Turismo de Alemania por invitación expresa de su embajador en España, el Sr. Reinhard Silberberg.

Reinhard Silberberg, embajador alemán en España

Reinhard Silberberg, embajador alemán en España

La OIT de Alemania congregó a un grupo de personas del sector turístico y de prensa del sector con la intención de dar a conocer la costa norte de Alemania. Después de una breve introducción del embajador y de Manuel Butler, Director General de Turespaña, nos hicieron una presentación de las bondades (gastronomía, arquitectura, cultura, etc…) de las ciudades y lugares del norte y de sus maravillosas costas. Entre las ciudades destacan: Hamburg, Rostock, Bremen o Lübeck. Unas grandes desconocidas para la gran mayoría de los turistas españoles.

Christoph Rüffer y Paco Roncero

Christoph Rüffer y Paco Roncero

Y para amenizar y dar colorido y sabor a estas jornadas, realizaron una cumbre gourmet Hispano-Alemana. Se celebraron del 24 al 26 de este mes en la residencia del embajador. Desconozco si fue algo premeditado una vez que se supo el cruce de semifinales de la Champions League. Aunque este tema mejor no lo vamos a tocar por motivos obvios. Os lo dice un socio madridista.

christoph_ruffer y Paco Roncero

Este otro “duelo” entre estos dos magníficos chefs, Paco Roncero y Christoph Rüffer, ambos con dos estrellas Michelin, acabó con empate técnico. Pudimos degustar y disfrutar de sus majestuosas cocinas. Antes del cocktail, cada uno preparó tres platos en un showcooking preparado para la ocasión.

Si tuviera que elegir entre los 24 platos que probamos, del showcooking me quedaría con la Caipirinha Nitro de Paco, y el Lomo de Cordero con salsa Barbacoa de Christoph. Y del cocktail la Tortilla del S. XXI del chef español y el Bombón de Pate de ganso con fruta de la pasión (para mi lo mejor de todo el evento) del alemán. Auténtico delicatessen.

Paco Roncero

Paco Roncero

Pero si tenéis curiosidad por saber todo lo que nos ofrecieron, aquí os lo pongo:

Paco Roncero: 

Showcooking

Lio Nitro

Caipirinha Nitro

Choco Nitro

Pistacho Nitro

Barbas de Dragón

Cáscara de Gorgonzola con Apio y Manzana

Cocktail

Patatas ali-oli con huevas de Arenque

Pulpo a la Gallega

Aceituna Esférica

La Tortillas del S. XXI

Mini Burger de Buey con Mostaza a la Antigua

Chapizza de Hongos

Buñuelos de Parmesano

Langostinos Panes Romescu

Coca de Anchoas con Tomate

christoph_ruffer y Paco Roncero

Christoph Rüffer:

Showcooking

Tartar de Ternera con helado de granos de mostaza y espuma de patata

Vieiras con apio, manzana y pimienta de Tasmania

Lomo de Cordero con salsa barbacoa

Cocktail

Bombón de Pate de ganso con fruta de la Pasión

Lubina adobada con crema de Pumpernickel

Atún rojo con esencia de remolacha

Anguila ahumada con Mouse de rábano picante y almendrado de remolacha

Tarta de queso de cabra con Tapenade de aceitunas negras

Ensalada de “Nordseekrabben” en pasta Filo

christoph_ruffer

De postre pusieron una variedad de dulces en los que destacaban para mi gusto las fresas bañadas en chocolate. Sigo soñando con ellas.

En fin, unas jornadas magníficas entre buenos amigos y con unos excelentes cocineros. Como se suele decir, un día perfecto.

Besos y abrazos para todos!

Cowabunga!

Este lunes pasado, gracias a la gente de Influenzia, pude retroceder en el tiempo y disfrutar, con mi mujer y mis hijos, como un auténtico enano. Estoy seguro que todos los cuarentones que estábamos en el encuentro con Kevin Eastman (creador) y Ciro Nieli (productor) disfrutamos más que nuestros hijos pudiendo charlar con ellos un rato y conociendo de primera mano algunas curiosidades de sus inicios y un poco más sobre la nueva entrega.

Kevin Eastman (creador) y Ciro Nieli (productor) nos presentan las nuevas aventuras de #tortugasninja

A post shared by Javier Hernández (@javier_hdez) on

El encuentro estaba preparado para unos cuentos bloggers (casi todos de comics) y nuestros hijos. Hay que destacar que después de un porrón de horas de vuelo y con el estómago vacío, tuvieron un trato exquisito y una paciencia infinita.

Costó un poco romper el hielo, pero enseguida surgieron varias preguntas y pudimos conocer algunos secretos de estos personajes con nombre de artistas del renacimiento. Por ejemplo: las tortugas comen pizza debido a los inicios de sus creadores. Eran lo único que comían porque no tenían un duro (gracias a ellas se puso de moda esta comida y ayudó a que crecieran restaurantes de comida rápida especializados en pizzas); dieron nombre a una tortuga prehistórica que tenía la cola llena de pinchos; todo empezó, como muchas grandes ideas, en un boceto en una servilleta de papel o que son cuatro ya que en un primer boceto encajaba perfectamente en el papel que utilizaron.

Tortugas Ninja

Una vez que acabaron las preguntas, nos pudimos mezclar con ellos y charlar animadamente. Todos los que quisimos una foto o algún dibujo dedicado, nos salimos con la nuestra. Fue un verdadero placer y un lujazo poder conocerles.

Tortugas Ninja

Si queréis disfrutar de un buen rato y conocerles de primera mano, esta semana, en el salón del cómic de Barcelona, podréis verles. Estarán jueves y viernes.

Besos y abrazos para todos!

Nuevo hotel Claridge en Madrid

Últimamente me entristece ver como se cierren sin parar hoteles por toda la geografía española. En algunos casos, las desapariciones de hoteles han tocado de lleno a amigos cercanos dejándoles en la calle. Por eso cabe destacar y es digno de admiración que aunque esta crisis está siendo más larga y dura de lo que todos esperábamos (y deseábamos) todavía hay empresarios hoteleros que siguen invirtiendo para dotar a sus establecimientos de notables cambios y mejoras.

Claridge

Esto es lo que hace unos días he podido comprobar en Madrid con el antiguo hotel Claridge de tres estrellas de la Plaza de Conde de Casal.  Los que somos de esta ciudad, siempre lo recordaremos como ese viejo hotel que estaba pegado a la antigua estación de autobuses de Autores. Pues me alegra deciros que no tiene nada que ver. Es como si lo hubieran derribado y lo hubieron vuelto a levantar desde los cimientos. El nuevo Claridge de cuatro estrellas es un hotel boutique que ha sido reformado integralmente.

El hotel dispone de 114 habitaciones divididas entre las 15 plantas del hotel. Es perfecto por su ubicación para cualquier tipo de cliente. Para el corporativo, ya que además de estar cerca de la estación del AVE de Atocha, tiene muy fácil acceso a las principales vías de circunvalación (M30 y M40) y a A3, por lo que el aeropuerto, IFEMA y alrededores quedan muy a mano. Y para el turista que visita la ciudad, por su cercanía al centro, museos y principales calles comerciales de Madrid.

Hotel Claridge

La reforma ha corrido a cargo del estudio Stilo Shura Martín y han utilizado un concepto decorativo con guiños al estilo americano y al clásico británico. Todas las plantas del hotel y todas las zonas comunes están decoradas con fotografías de Madrid realizadas por el artista Gerard Franquesa siguiendo la técnica del grafito, Madrid 2.0.

Al su restaurante se puede acceder tanto desde el propio hotel como desde la calle. En él podréis degustar un menú diario bastante completo (12,95 €) o de una carta enteramente elaborada con productos nacionales.

Además el hotel tiene cinco salones con una capacidad máxima de 100 personas. Todas las salas disponen de un magnífico mobiliario y están equipados con todo lo necesario para cualquier tipo de evento y montaje.

Hotel Claridge

Dispone de todos los servicios necesarios que cualquier hotel de este tipo suele tener, pero cabe destacar el servicio de niñera y el servicio de wifi gratuito en todo el hotel. ¡Cómo se agradece que cada vez más hoteles entiendan que este servicio tiene que ser esencial y sin coste para sus huéspedes!

Si os apetece poder disfrutar de sus intalaciones y probar de primera mano todo lo que os he contado. Durante unos días podéis encontrar una oferta fantástica para poder alojaros de viernes a domingo. Si os interesa, sólo tenéis que pinchar aquí.

Estoy seguro que no os defraudará. Besos y abrazos para todos!

Fotos: Elisa Tcach

Hotel Claridge

Por los alrededores de Madrid, en Periodista sin Tribuna de Viaje

Periodista_sin_tribuna_de_viaje

Hace tres meses más o menos recibí uno de esos correos que te alegran la vida. Mis amigos de Periodista sin Tribuna de Viaje me escribían ofreciéndome ser su invitado del mes en su blog. La idea era hacer un post sobre algún rincón de España o Chile y lanzarlo en el mes de Diciembre, coincidiendo con su primer aniversario.

Jamás había colaborado con ningún blog. Ha sido una experiencia maravillosa y más hacerlo con ellos. Es todo un honor además que me hayan elegido en su cumpleaños. Muuuuuuchas gracias!!

En el post os hago unas cuantas sugerencias para conocer el otro Madrid, fuera de la gran ciudad. Disfrutar de algunos de los mejores hoteles con encanto de la región. Espero que os guste. Lo podéis leer aquí.

Besos y abrazos para todos!

Diez restaurantes en la sierra de Madrid

Con más de dos años de vida que tiene este blog, me he dado cuenta que por ahora no os he hablado del lugar donde vivo y de mis rincones favoritos. Me he dedicado a contaros mis viajes o alguna anécdota puntual que me ha ocurrido, a compartir con vosotros los cortos que me gustan, hablar de mi mundo paralelo, etc… pero nunca os he hablado del entorno en el que vivo.

Llevo cerca de 40 años disfrutando de la sierra madrileña. Puedo decir que conozco muchos de sus pueblos como la palma de mi mano, aunque con la edad y con lo casero que me estoy volviendo, seguro que hay cosas de las que últimamente no me estoy enterando.

Por eso, no quiero meterme donde no controlo y sólo quiero recomendaros lo que sigo dominando, que es mover la mandíbula e hincar los codos en barras fijas.
Si estáis por el norte de Madrid y no sabéis dónde comer o cenar, tanto en familia, en pandilla con los amigos o sólo con tu pareja, seguir estos humildes consejos que os doy. Seguro que encontráis alguna idea para poder disfrutar de esta maravillosa sierra que nos rodea.

Restaurante Sala Guadarrama

1.- La sopa boba (Alpedrete).

Empiezo por mi pueblo (ahora vivo en Cerceda, pero sigue siendo mi pueblo).

Para los que conozcan este restaurante sabrán que hace poco cambió de ubicación. Ahora está en la Plaza de Las Rocas. Es curioso que su popularidad no es muy alta y que nunca han hecho mucha publicidad para venderse, pero sin hacer mucho ruido, para mi se ha colocado como un referente de la cocina fuera de la capital. Fernando, su propietario, os guiará sabiamente por su carta. Dejaos aconsejar por él.

Uno de sus platos estrella es el pulpo a la brasa y el vino extremeño 3 Caracoles.

2.- La Petit Raclette (Navacerrada).

Para la época de ahora, tardes serranas de Otoño/Invierno de chimenea y manta, es un lugar más que recomendable. Un sitio tranquilo, coqueto, sencilo, pero con una relación calidad-precio muy buena. Es pequeñito, por lo que los fines de semana os recomiendo que reservéis mesa. Tenéis que probar la raclette de queso y el lomo de ternera para compartir. Yo personalmente odio tener que calentar la carne en la mesa. Prefiero que me lo traigan hecha de la cocina, pero entiendo que tiene su encanto aunque te ahumes.

3.- Restaurante Sala (Guadarrama).

O más conocido como el restaurante de las gambas, exquisitas y de obligatoria degustación. Hasta hace muy poco, cuando la crisis todavía no había llegado, conozco a mucha gente que entre semana subía a este restaurante a tener sus comidas de empresa. Es de los pocos que llenaba todos los días de la semana. Su buen marisco y excelente servicio les ha dado fama. Recuerdo que mis padres me llevaban a él cuando yo tenía unos quince años. Empezaron en un pequeño club social de una urbanización de Guadarrama. Y con mucho trabajo y buen hacer han conseguido labrar un buen nombre. Para mi gusto su carta es un pelín corta. Otra cosa que no me gusta mucho es que es muy ruidoso.

4.- Azaya (Mataelpino).

Todo un clásico en la gastronomía serrana madrileña. Sin duda alguna, de todos estos restaurantes, es de largo el que mejor ubicación tiene. Desde su terraza dominaréis con la vista toda la sierra. Si vais en invierno, intentar reservar en las mesas que están al lado de las ventanas. Merece la pena, os lo aseguro.

Trato exquisito de sus camareros. A destacar cualquiera de sus guisos, muy especialmente el rabo de buey (os chuparéis los dedos).

El Vagón de Beni

5.- El vagón de Beni (Hoyo de Manzanares).

Si quieres sorprender a tu pareja, este es el sitio ideal para ir en plan íntimo y romántico. Es un vagón antiguo totalmente restaurado y reformado que está estacionado en un viejo andén.

Si no me equivoco sólo hay doce mesas, por lo que es impepinable que reservéis con mucho tiempo. Yo he estado un par de veces y para la primera tardé casi tres meses en conseguir una. Creo que hace poco ha cambiado de propietario. Por eso no me atrevo a recomendaros ninguno de sus platos. Si la calidad la han mantenido, sólo el lugar merece la pena que lo conozcáis por su originalidad.

6.- Robertino´s (Collado Villalba).

Muy recomendable para ir con los niños. Si vais en Primavera/Verano los enanos podrán disfrutar de sus jardines con sus columpios y colchonetas. Y si el tiempo no lo permite, no os preocupéis queridos padres, vuestras mini bestias podrán desahogarse en un centro de bolas que tienen dentro. Podrán comer su menú infantil y luego desfogarse mientras vosotros disfrutáis en pareja. Y si vuestra mesa queda lejos del recinto de bolas, no os preocupéis, han pensado en todo: hay televisores repartidos por todo el local controlando el recinto infantil. Todo controlado.

La carta es enorrrrrme. Para los amantes de la comida italiana es perfecto. Seguro que encontráis el plato que más os gusta.

7.- La chimenea (Guadarrama).

Se agradece mucho que hace un tiempo hicieran obras y ampliaran el piso de arriba de la casa ya que era complicado reservar. Para mi, las mejores carnes de la sierra de Guadarrama. Nada más entrar veréis al maestro cocinero preparar las brasas en su gran chimenea.

Además creo que tiene la mejor barra para aperitivos. No os podeís ir de allí sin probar las distintas ensaladas y las croquetas, tanto las de jamón como las de queso.

Yo tengo dos citas obligadas todos los años en este casa. Me reúno sólo con amigotes (mujeres no) en Agosto y en Diciembre. Rezando porque esta costumbre nunca termine.

Restaurante Azaya

8.- El Tablao (Moralzarzal o Galapagar).

Yo os recomiendo que vayáis al de Moralzarzal. La carta es idéntica, pero lo bueno es que está en los bajos de la plaza de toros del pueblo y ahí tenéis un montón de bares para luego tomaros unas copitas. El de Galapagar está en la estación de La Navata y no hay nada más alrededor.

Un detalle para los más devotos: Lo curioso de estos locales es que a las doce apagan las luces, encienden las velas que ponen en las meses y todo el mundo canta la salve a la Virgen del Rocío.

Recomendable todo tipo de pescados y mariscos y su ensalada de tomate.

9.- Rompicapo (Navacerrada).

El otro italiano de la lista. Por ubicación, me gusta mucho más que Robertino´s (Navacerrada es de mis pueblos preferidos). En este local también podéis venir con enanos, por supuesto, pero no esperéis tantas comodidades para poder descansar de ellos.

Cuanta tambien con una amplia carta y platos muy abundantes. Platos recomendables: Rissoto con boletus y Panna cotta.

El único pero que le encuentro es que las mesas están un pelín juntas.

10.- El Gallinero (Collado Villalba).

Aunque creo que es un pelín caro para lo que ofrecen, en general es un buen restaurante. De esta lista, es el que arquitectónicamente más me gusta. La carta un poco corta donde el pollo de corral es la estrella. El servicio es muy atento y amable. Tiene una buena amplia bodega de vinos y licores.

Si buscáis un sitio para celebrar algún tipo de banquete, dispone de una finca maravillosa en una dehesa de Collado Villalba.

Sé que alguno me diréis que echáis en falta algún otro restaurante como por ejemplo El cenador de Salvador (Moralzarzal) o El Charolés (El Escorial), pero he intentado seleccionar una ramillete de sitios más o menos asequibles y variado.

Espero que os haya servido de guía y recomendación para la próxima escapada por mis tierras.

Besos y abrazos para todos!